Santa Catalina de Alejandría


Mártir c.306
Santa Catalina era una mujer bien educada del siglo IV. Según la leyenda, después de su conversión a la edad de 18 años, predicó el Evangelio en Alejandría, Egipto. Mientras estaba encarcelada por el emperador Maximus convirtió a la emperadora y al jefe de las fuerzas armadas, por lo que fue martirizada.

Según una leyenda, antes de ser decapitada, la pusieron entre dos ruedas con ganchos, con el propósito de destrozarla. Pero un rayo destruyó aquel instrumento de tortura.

Después de su muerte fue llevada por los ángeles al Monte Sinaí.

Se dice que Santa Juana de Arco escuchó su voz.

Se le venera en el Este desde el siglo IX. Es protectora de esposas, vírgenes, niños y los que trabajan con ruedas y cuchillos.

Dos Iglesias romanas (S. Catalina de Funari y S. Catalina de la Rota) llevan su nombre. También tiene capilla en Sta. María Maggiore y S. Clemente.

Otras santas posteriores llevan su nombre: Catalina de Siena; de Génova, de Ricci

No hay comentarios:

Publicar un comentario