Reflexión - El arte de hablar - La virtud de callar



HABLAR...... oportunamente, es acierto.... frente al enemigo, es civismo.... ante la injusticia, es valentía.... para rectificar, es un deber.... para defender, es compasión.... ante un dolor, es consolar.... para ayudar a otros, es caridad.... con sinceridad, es rectitud.... de sí mismo, es vanidad.... restituyéndote fama, es honradez.... disipando falsos, es conciencia.... de defectos, es lastimar.... debiendo callar, es necedad.... por hablar, es tontería.


CALLAR...... cuando acusan, es heroísmo.... cuando insultan, es amor.... las propias penas, es sacrificio.... de sí mismo, es humildad.... miserias humanas, es caridad.... a tiempo, es prudencia.... en el dolor, es penitencia.... palabras inútiles, es virtud.... cuando hieren, es santidad.... para defender, es nobleza.... defectos ajenos, es benevolencia.... debiendo hablar, es cobardía.

HABLAR es fácil, pero CALLAR requiere prudencia y dominio.
Debemos aprender primero a CALLAR para luego poder HABLAR.
RECUERDA SIEMPRE: Que tus palabras sean más importantesque el silencio que rompes....

http://el-ser-bohemio.blogspot.com/

12 comentarios:

  1. Hola

    Gran reflexion merecedora de ser compartida, desafortunadamente no todos tenemos el arte de hablar y la virtud de callar.

    Mil gracias por tu comentario y por tu estancia en mi blog,

    saludos


    Pi

    ResponderEliminar
  2. Un texto reflexivo lleno de verdades. Me voy pensando que es mejor callar que hablar por hablar. Fue un placer pasar a leerte, gracias por dejar tus huellas. Te dejo un beso, cuidate.

    ResponderEliminar
  3. Por eso Dios nos dio dos orejas y una sola boca: escucha dos veces antes de hablar una sola vez.

    Gracias por tu visita y por tu comentario.

    ResponderEliminar
  4. Que razon tienes. Yo tengo que aprender a callar.
    Gracias por tu visita y por tus palabras. Te sigo
    un besote

    ResponderEliminar
  5. Es una reflexión de los más acertada. Creo que hablamos más que callamos...
    Gracias por tu visita y por dejar tu comentario. Te seguiré leyendo.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  6. La mejor virtud es callar dejar que hablen pero por desgracia eso se hace poco, hablan, hablan...y lo peor de todo en algunos casos poco se escuchan, porque son palabras vacias de contenido.
    Primavera

    ResponderEliminar
  7. Escuchar. Esa es una clave tan importante.. y tan insignificante en ocasiones.

    Un beso :)

    ResponderEliminar
  8. Muy sabio tu texto. Por lo general tendemos a hablar casi sin pensar en las reacciones que pueden producir lo que decimos.

    Dame un poco de tiempo para visitar tu blog, pero ya te digo que lo que he visto, me ha gustado.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  9. Lo paradójico es que siempre habla quien debe aprender a callar y en ocasiones, el que sabe callar debería pronunciarse...

    Un gran Blog (Me encantó la descripción del blog... ¡me quedaré!)

    ResponderEliminar
  10. ¡Hola! no encuentro tu perfil, ¿Como te llamas y de donde eres?
    Gracias por quedarte visible en mi casa.
    La virtud de hablar y callar está en el términi de saber escuchar para poder hablar, y con todo la prudencia en hablar, es preferible si se puede dañara a alguién callarse que hablar
    Vivo con 38 monjas ya mayores , pues en las recreaciones todas quieren hablar, hace meses que opté por callar y divertirme de lo que hablan mis hermanas , y así en silencio veo que no hace falta ser una más en el griterio por poder hablar.
    Con ternura
    Sor.cecilia

    ResponderEliminar
  11. Gracias por tu comentario...en verdad...también te sigo, apenas tenga un tiempito leeré tus entradas anteriores...es bellísimo lo que hoy has compartido...
    Espero más personas piensen así... :)

    ResponderEliminar
  12. ME ENCANTA !!! Y con mayúsculas!
    Un abrazo, gracias por pasar por mi blog, pasaré yo también por los tuyos, veo que tienes muchos! Por lo pronto este me ha encantado!

    ResponderEliminar